10 pueblos de Huesca bonitos que ver durante tu visita a la provincia

Picos, cascadas, ibones, monumentos y pueblos, nuestra provincia tiene mucho por ver. Los pueblos de Huesca tienen una arquitectura típica del Pirineo y están situados en preciosos enclaves, en plena naturaleza.

Pueblos de Huesca más bonitos
Ruta por los pueblos de Huesca más bonitos

Varios pueblos de Huesca se encuentran entre los más bonitos de España, en concreto son 4: Ainsa, Alquézar, Ansó y Roda de Isábena. Pero hay muchos otros que no están en esta lista y merece mucho la pena visitarlos.

Nuestra lista con los 10 pueblos de Huesca más bonitos

Nos ha resultado muy difícil hacer esta lista con los que consideramos los 10 pueblos más bonitos de Huesca. Hemos dejado otros muchos pueblos fuera seguramente de manera injusta 😕.

1. Ansó

Situado en los Valles Occidentales, Ansó ha sabido mantener esa esencia y arquitectura típica de montaña que lo convierten en uno de los pueblos de Huesca más bonitos.

Sin duda el edificio que más llama la atención es la iglesia de San Pedro. También encontrarás escondida entre sus casas una torre defensiva y no dejes de pasar por alguno de los estrechos callejones que hay entre casa y casa, llamados callizos.

Pueblo de Ansó
Ansó, uno de los pueblos de Huesca más bonitos

Si quieres una fecha especial para visitarlo esa es el último domingo de agosto, cuando se celebra el día del Traje Ansotano. El pueblo se llena de vida y sus habitantes se visten con los trajes típicos. Es muy bonito vivirlo.

También te recomendamos parar a comer en una de sus bordas. Antiguas casas de pastores que hoy en día se utilizan como restaurantes y en las que vas a poder probar la comida más típica de la zona.

Nuestra favorita es Borda Chiquín, pero en cualquiera vas a comer de maravilla.

2. Hecho

Muy cerca de Ansó se encuentra el pueblo de Hecho, y aunque no es tan famoso como su vecino, te recomendamos que visites ambos si te acercas a esta zona de Huesca.

Al igual que Ansó, tiene una arquitectura típica de los pueblos de montaña, con sus casas de piedra y una iglesia románica. Además, este pueblo cuenta con un museo etnológico con objetos y trajes típicos y fotografías de como era la vida en el valle.

Pueblo de Hecho
Pueblo de Hecho en los valles Occidentales

Muy cerca de Hecho se encuentra el pueblo de Siresa y su monasterio. Reserva una visita guiada para conocer su historia y el interior del edificio, merece mucho la pena.

Y si te gusta la naturaleza, es el pueblo perfecto desde el que conocer la Selva de Oza en la que encontrarás rutas para todos los niveles, desde paseos por el bosque a ibones y picos.

3. Lanuza

Lanuza es un pequeño pueblo del valle de Tena, que estuvo a punto de desaparecer cuando se llevo a cabo la construcción del pantano al que da nombre durante la década de los setenta.

Pueblo de Lanuza
Vistas del pueblo de Lanuza y del pantano al que da nombre

Por suerte no fue así y gracias al turismo ha ido recuperándose poco a poco. A pocos kilómetros se encuentra el pueblo de Sallent de Gállego que también te recomendamos visitar.

Si vas a venir en verano, es en este pueblo en el que se celebra el festival Pirineos Sur, que todos los años reúne a cantantes y grupos bastante importantes. Una de las cosas que más sorprende es que el escenario esta en el interior del pantano.

4. Aínsa

Aínsa no es solo uno de los pueblos más bonitos de Huesca, también es la capital de la comarca de Sobrarbe, la comarca que para nosotros ha sabido mantener mejor su autenticidad.

De su centro histórico destaca la Iglesia de Santa María, la Plaza Mayor y las ruinas del antiguo castillo de Aínsa, en cuyo interior se celebran varios festivales.

Es un buen lugar desde el que conocer los sectores de Añisclo, Escuaín y Pineta en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.

Si quieres darte un homenaje, puedes reservar mesa en el Restaurante Callizo, uno de los restaurantes con estrella Michelin de Huesca. Nosotros te lo recomendamos 😋.

5. Gistaín

Si te hablábamos en el anterior punto de la autenticidad del Sobrarbe, el Valle de Chistau es el mejor ejemplo de ello y en él se encuentra el pequeño pueblo de Gistaín.

Pueblo de Gistaín
Pueblo de Gistaín en el valle de Chistau

De su centro histórico llaman la atención las torres defensivas. Una de ellas forma parte de la iglesia de San Vicente Mártir y las otras dos pertenecen a dos de las familias más importantes del pueblo, la casa Tardán y la casa Rin

El valle entero es una pasada y uno de los mejores lugares para desconectar. Los pueblos de Plan y San Juan de Plan, los ibones Basa de la Mora y del Sen o las Bordas de Biadós son algunos de los lugares que te recomendamos visitar.

6. Roda de Isábena

¿Sabías que uno de los pueblos de Huesca es la localidad más pequeña de España con catedral? Pues sí, se trata de Roda de Isábena, en la comarca de La Ribagorza.

Pueblo de Roda de Isábena
Roda de Isabena, uno de los pueblos de Huesca más bonitos

Es un pueblo medieval, con sus típicas calles empedradas y con varios arcos. Su catedral, aunque es pequeña, fue clave en la adopción del cristianismo en la zona. Te recomendamos la visita guiada.

Aunque no estemos en pleno Pirineo, las vistas que se tienen desde los miradores de Roda de Isábena son muy bonitas. La montaña que más llama la atención es el Turbón, con su forma tan particular.

👉 Roda de Isábena, el pueblo más pequeño con catedral

7. Torla

Torla es la puerta de entrada al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Así que como te puedes imaginar, el entorno en el que se encuentra es espectacular, de los más bonitos del Pirineo.

Pueblo de Torla
Torla con el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido al fondo

Si vas a visitar el parque durante los meses de verano y principio de otoño, tendrás que dejar el coche en este pueblo y subir en autobús hasta la pradera de Ordesa.

Aprovecha para visitarlo y pasear por sus calles y estrechos callejones. De él destaca la Iglesia del Salvador y junto a ella, la Casa Abadía, que formaba parte del antiguo castillo.

8. Anciles

Cuando visites el valle de Benasque no puedes dejar de acercarte a Anciles. Uno de los pueblos de Huesca que más nos ha sorprendido cuando lo visitamos, ya que poco habíamos oído hablar de él.

Pueblo de Anciles
Calle de Anciles, uno de los pueblos de Huesca de cuento

Es muy pequeño y tranquilo, sus casas de piedra y sus calles en perfecto estado hace que parezca un pueblo de cuento. Puedes llegar a él desde Benasque en coche o en un agradable paseo de 2 km.

Si buscas un lugar en el que comer cuando visites el valle de Benasque, te recomendamos el restaurante Ansils que se encuentra en el centro de este bonito pueblo.

9. Riglos

Los impresionantes Mallos de Riglos son un auténtico paraíso para los escaladores. Bajo ellos se encuentra este pequeño pueblo que les da nombre.

Te recomendamos parar antes de llegar al pueblo, en el mirador del Monumento a los Escaladores. Desde ahí podrás ver la imagen panorámica de Riglos y sus mallos.

Pueblo de Riglos
Los mallos de Riglos y el pequeño pueblo de Riglos

También que te acerques a la iglesia de Nuestra Señora del Mallo, en la parte alta de pueblo y junto a la pared de Mallo Pisón.

Desde el centro del pueblo parte la ruta circular a los mallos de Riglos, una preciosa y sencilla ruta que permite introducirse entre estas curiosas formaciones y disfrutar de unas vistas de escándalo.

👉 Ruta circular a los Mallos de Riglos, el camino al cielo

10. Alquézar

Hemos dejado para el final el pueblo de Huesca que más nos gusta a nosotros. Un claro ejemplo de cómo revitalizar un pueblo y orientarlo hacia el turismo aprovechando sus fortalezas.

Desde el pueblo parte la ruta a las pasarelas del río Vero, una bonita y sencilla excursión que te permitirá adentrarte entre las paredes del cañón y disfrutar de un paisaje único.

Pueblo de Alquézar
Alquézar, uno de los pueblos de Huesca más bonitos de España

El edificio que se ve en la parte alta del pueblo es la Colegiata de Alquézar, en cuyo interior puedes ver uno de los claustros más bonitos de Aragón.

También hay varios miradores desde los que admirar el precioso entorno en el que se encuentra este precioso pueblo de la sierra de Guara.

👉 Qué ver en Alquézar, la villa medieval más bonita de Huesca

¿Hay más pueblos bonitos de Huesca que merezca la pena visitar?

Por supuesto que sí. Canfranc con su preciosa estación de tren, Olvena con su vertiginoso congosto, Agüero y sus mallos. Boltaña y su casco antiguo…

En la provincia de Huesca cada pequeño pueblo tiene algo que ofrecer y aunque sean menos turísticos, seguramente se disfrute igual o más de ellos 😍.

Así que te recomendamos que mires que pueblos hay en la zona de Huesca que vayas a visitar y para ello, nada mejor que echar un vistazo a nuestro blog 🙃.

⛰️ Más post de Huesca

Cuenta de Instagram Viajandoalaluna

¿Quieres estar al tanto de nuestras publicaciones? Síguenos en Instagram:

Deja un comentario

Responsable: Viajandoalaluna
Legitimación: Tu consentimiento. No se notificaran datos a terceros.
Fin del Tratamiento: Controlar spam y gestionar los comentarios